RSS

Al Borde de Un Desastre

25 Feb

En estos días estaba mi madre preparando pescado al horno cuando de repente comenzamos a sentir un olor a quemado. Había humo, un olor muy extraño; ni idea de lo que ocurría hasta que descubrimos que había una tabla de cocina de plástico pegada a la bandeja del horno y por poco no se expotó aquello y se incendió la casa.

Ya una vez hace muchos años sufrimos un incendio en casa por un despiste en la cocina; definitivamente fue un milagro que no pasara nada esta vez; mi madre no hacía más que preguntarse cómo es que había llegado al horno la tabla de cocina y entonces recordé que el otro día me estaba preparando una pizza para comer y al sacar la bandeja del horno la puse sobre esa misma tabla de cortar. ¡Soberana estupidez!

La verdad no reparé en que la tabla era de plástico así que supongo que con el calor del horno al poner la bandeja sobre la tabla se habrá derretido un poco el plástico y debe haberse quedado pegado a la bandeja. La persona que devolvió la bandeja de horno a su sitio -porque no fui yo- tampoco se percató de que la bandeja tenía una tabla de plástico pegada y eso explica cómo llegó a ese lugar.

Era una tabla pequeña y delgada, porsi se están preguntando cómo es que nadie lo notó. Tendría como mucho unos 15 x 20 cm de tamaño. Por el calor el plástico quedó a puntito de explotar, derretido como nunca lo había visto antes. Ojo pelao con estas cosas Coraline!!

 
Leave a comment

Posted by on February 25, 2010 in los milagros existen

 

Tags: , , , , ,

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

 
%d bloggers like this: